#Repaso2019: Un año de debates políticos económicos y sociales



Estamos llegando a fin de año y es tiempo de balances y reflexiones. Para muchos este 2019 deja más deficiencias que logros o expectativas de cara al 2020. Tal vez el factor común es que tanto en las instituciones como en los barrios se dieron debates inéditos en distintos aspectos de la vida social. De alguna manera, hemos podido expresar nuestros malestares, nuestras posiciones y actuar en consecuencia, marchando en las calles o votando en las urnas. 

#CrisisEconómica: la inflación, el desempleo o empleo informal, la pérdida de valor del salario y la caída del consumo, entre otras cuestiones, fueron factores que a lo largo de todo el año llevaron a las familias a modificar sus hábitos cotidianos para poder ahorrar o incluso llegar a fin de mes. Ejemplo de ello son las vacaciones, cuando vacacionar en familia o hacer viajes largos ya no es posible para muchos y entonces prefieren salidas gasoleras, microturismo e incluso quedarse en casa disfrutando de tecnologías como los videojuegos o las series on line.

 #UnPuenteSolidario: mientras los índices de pobreza no paraban de aumentar, las ONG fueron de gran ayuda para socorrer a los más vulnerables. En múltiples ocasiones, brindaron su ayuda a gente en situación de calle en pleno invierno, o a niños y familias de bajos recursos. Así hicieron y hacen su aporte para reparar un tejido social que seguramente lleve mucho tiempo reconstruir. Una de estas organizaciones es la Asociación Civil Pequeños Pasos, cuyos ejes de trabajo son Educación, Salud y Nutrición, Trabajo e Inclusión Social.

#AñoElectoral: así como la cuestión económica fue uno de los grandes temas de debate de este año que estamos dejando atrás, la cuestión política también protagoniza la nube de palabras de los debates. Sin embargo, los distintos mensajes, las presentaciones de los candidatos y sus intervenciones en los medios estuvieron guiadas por un uso estratégico de la comunicación. De un lado y de otro, se apelaron a distintos valores como la anti corrupción o el bienestar económico para interpelar al electorado. Desde la elección de los candidatos y el momento de presentarlos, hasta el uso de nuevos formatos digitales, como los memes o las redes formaron parte de esta forma inédita de hacer política en nuestro país.   

#LasCallesHablan: Las marchas y los paros fueron una constante. Hubo numerosas movilizaciones y jornadas de protesta en todo el país que muchas veces terminaron de forma violenta dejando heridos y víctimas fatales. Uno de los casos fue el de los docentes de Chubut, que reclamaban por salarios, obra social y mejoras edilicias para las escuelas. Frente a esta situación hemos reivindicado el rol de los maestros, quienes ponen el cuerpo y sus saberes por un futuro mejor de la mano de la educación.

#RiesgoBuenosAires: Los subtes siguen generando incontables reclamos por parte de los usuarios. la falta de controles, las interrupciones frecuentes de los servicios y las recientes denuncias de materiales cancerígenos en las formaciones son algunos de los factores que afectan a los habitantes de esta ciudad. A ello se le suman los altos niveles de contaminación ambiental que año tras año se incrementa junto con los desechos que generan la sociedad capitalista en la que vivimos.

#GéneroEnDisputa: Si bien hemos avanzado muchísimo en muy pocos años en cuanto a derechos de las mujeres y en cuanto a la conformación de una nueva cultura más sensible a la igualdad, aún hay deudas pendientes que impactan en la vida diaria y que van más allá, por ejemplo, del uso del lenguaje inclusivo o no. Una de las materias pendientes es la desigualdad en el mundo laboral. Esto se ve en salarios menos remunerados en comparación con los hombres, así como también en la dificultad impuesta a las mujeres para acceder a puestos jerárquicos de una institución determinada. 

#DiversosyLibres: Uno de los temas que cada día atraviesa más nuestra cotidianidad es el de la diversidad. Por eso es necesario visibilizar y garantizar los derechos de quienes viven la sexualidad de una manera diferente a la nuestra. Esperamos que el caso de Mariana Gómez sirva para reflexionar sobre la brecha entre lo que decimos y lo que hacemos. De nada sirve presentar al mundo una ciudad amigable hacia lo diverso si en la realidad se reprimen las expresiones de esa diversidad.

Llegando al 2020, el debate está más abierto que nunca. Bienvenido sea el intercambio de opiniones sobre estos temas para seguir avanzando hacia un horizonte mejor y sobre todo las decisiones de los responsables políticos para sentar las bases de ese nuevo escenario superador. Todos podemos ser parte.

Autor: Luis Espeche